portada llibre

La prensa de Madrid vive un eterno día de la marmota, como en la película protagonizada por Bill Murray en la que su personaje se ve atrapado en un bucle temporal, condenado a repetir el mismo día una y otra vez. Hasta el infinito.

Así son las ruedas de prensa de Mourinho, cortadas todas por el mismo patrón. Se suceden la eterna pregunta de si se va o se queda, de si está triste o feliz, de qué necesita para quedarse, de qué le empuja a marcharse. Y que no falte el recuerdo a Casillas, el suplente más nombrado de la historia del fútbol.

Yo tengo la esperanza de que algún día algún compañero, saturado, se levante en mitad de la rueda de prensa y le espete, en plan castizo, “¡que te pires ya, tronco!”. Que se puede ser madridista, mourinhista y hasta jihadista, ¡pero este disco rayado no hay quien lo resista! Pero eso sería como un fallo de software en Matrix.

El fútbol español necesita dar cabida a nuevas caras y oxigenar el ambiente. Si los culés y muchos madridistas están ya hasta las narices de tanto gesto altivo y caja destemplada del portugués, imagínense cómo estarán las buenas gentes del Atlético de Madrid, por poner un caso.

Y encima le salen aprendices de brujo al de Setúbal, como el entrenador del Borussia Dortmund, Klopp, que se postula como recambio en el puesto de incordio oficial. Pues nada, al menos es un tío más sonriente y sufriremos menos aguantándole.

Klopp podría ser incluso un recambio de Mourinho en el banquillo madridista. Supongo que tener a un bufón en este puesto es algo que crea adicción, y la parroquia blanca no podría pasar sin su dosis de circo.

Otras informaciones apuntan al técnico del PSG, Carlo Ancelotti. Para un madridismo acostumbrado a la droga dura, esta solución suena a metadona de la mala. Apuesten por la solución más efectista y acertarán.

Presidencia a la coreana

Florentino Pérez convocará elecciones después de la eliminatoria contra el Borussia. Lo ha anunciado De la Morena en la Ser, así que ya pueden estar seguros de que será así. La noticia no es que se vuelva a presentar, sino que probablemente no haya ninguna candidatura opositora. Ya dijo el expresidente barcelonista Narcís de Carreras que la inspiración del Madrid era totalitaria. Después de la guerra civil, antes votaron los españoles que los socios del Madrid. En ese club, las elecciones siempre han sido un estorbo.

En twitter: @carlestorras
Publicado en El Mundo Deportivo (20-04-13)

Anuncios